¿A Qué Se Debe El Dolor Muscular Y Cómo Aliviarlo?

Si has realizado, aunque sea una vez en tu vida, ejercicios con pesas, debes haber experimentado dolor muscular. Comúnmente se le conoce como estar “envarado” o “tener agujetas”.

 

Esto se debe, principalmente, a que el músculo ha sido sometido a un trabajo de alta intensidad (levantamiento de pesas) y se le ocasionó un pequeño trauma. Básicamente, se le conoce como el rompimiento de la fibra muscular. Curiosamente, este dolor es más intenso a medida que pasan los días, debido a que el músculo se está recuperando.

 

 

4 cosas que puede lograr con el entrenamiento con pesas

 

 

MITOS SOBRE EL DOLOR MUSCULAR

 

Ácido Láctico

 

Se cree que el ácido láctico es un factor determinante después de hacer ejercicio con pesas. Esto debido a que se piensa que la acumulación del mismo causaba dolor. Sin embargo, no es completamente cierto.

 

En realidad, cuando el cuerpo se ejercita y la cantidad de oxígeno es baja (generalmente se contiene un poco la respiración al levantar peso), los músculos necesitan de energía para poder trabajar. Entonces, estos empiezan a asimilar los carbohidratos en el cuerpo. El producto que queda después de la descomposición de los carbohidratos, es el ácido láctico y se acumula alrededor del músculo.

 

Los atletas, como entrenan más, pueden procesar mejor el ácido láctico y acumular menos. Sin embargo, últimos estudios han dicho que el ácido láctico no juega un papel importante dentro del dolor muscular post-entrenamiento.

 

 

El dolor es malo o bueno

 

No se puede considerar que el dolor muscular sea completamente malo, ya que, en realidad, el trauma generado en el músculo, hace que se genere más proteína y crecimiento muscular. Pero tampoco es bueno que el dolor sea excesivo ni dure mucho tiempo, ya que eso habla de una lesión. Algo de cuidado.

 

 

Claves para lograr hacer crecer tus músculos

 

 

QUÉ HACER PARA QUE EL MÚSCULO NO DUELA TANTO

 

Toma bicarbonato o limón: si bien el ácido láctico no causa el dolor, no es bueno tenerlo en grandes cantidades ya que no beneficia a la recuperación muscular adecuada. El bicarbonato y el limón, son alcalinos (lo opuesto a una sustancia ácida) esto equilibra la acidez en el cuerpo y reduce la cantidad de ácido láctico alrededor de los músculos.

 

Masajes deportivos: es muy recomendable que te hagan masajes profesionales, como los deportivos, para combatir la tensión muscular. También se aconseja aplicar hielo en las zonas adoloridas.

 

Calor: colocar temperaturas cálidas en el área afectada, ayuda a que aumente la circulación sanguínea y esto beneficia a que el músculo se oxigene y reciba nuevos nutrientes.

 

Reposo: el reposo es importante siempre, haya o no haya dolor, pero en este caso ayuda más ya que el músculo se relaja y puede recuperarse adecuadamente para seguir entrenando.

 

Suplementos: las proteínas no pueden faltar, estas hacen que tus músculos se nutran y relajen. Además de esto, toma aminoácidos, ya que, la fibra muscular se repone correctamente con este nutriente. Los BCAA y la glutamina son los aminoácidos más adecuados.

 

 

3 razones para tomar proteína de suero de leche

 

 

Lo natural es que este dolor dure entre 24 a 48 horas después del entrenamiento. Si el dolor persiste y tu orina es de color obscura, ve al médico a que te examine. Escucha las señales de tu cuerpo. Toma un descanso.

 

Consultor: Maximiliano Brylkin – Entrenador Personal & Fundador de Suplementos Fitness México – @maximilianofitness en Instagram

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *